Descubriendo la forma correcta de utilizar walkie-talkies: ¡una lectura obligada para los entusiastas de la radioafición!

Fecha:12-27-2023
¿Cómo utilizar los walkie-talkies?

Presione el botón de transmisión (también conocido como botón PTT) para comenzar a hablar. Después de hablar, es fundamental soltar el botón PTT; de lo contrario, no escuchará a la otra parte. Hable a un volumen normal, a una distancia de entre 3 y 10 cm del walkie-talkie, para evitar distorsiones.

Sin embargo, conocer los conceptos básicos no es suficiente para dominar el uso del walkie-talkie. ¡Los siguientes puntos son cruciales! Como entusiasta de la radioafición, veamos si los tiene cubiertos.

1. Alcance de comunicación de los walkie-talkies

Muchos usuarios sienten curiosidad por el alcance de comunicación de los walkie-talkies. Sin embargo, es un tema complejo que no tiene una respuesta precisa y no se debe confiar fácilmente en los anuncios exagerados. Generalmente, el alcance de la comunicación depende de varios factores:

- Potencia del transmisor.
- Sensibilidad del receptor.
- Condiciones del terreno.
- Banda de frecuencia de funcionamiento y ganancia de antena.

Por ejemplo, un walkie-talkie con una potencia de 4W puede cubrir de 3 a 6 km en áreas abiertas, pero en áreas urbanas o montañosas obstruidas por edificios o montañas, el alcance suele ser de 1 a 3 km (incluso más corto en interiores). Para ampliar el alcance, considere utilizar una antena telescópica de mayor ganancia. La instalación de una estación repetidora puede ampliar aún más la distancia de comunicación a más de 10 km. Los walkie-talkies de banda de frecuencia abierta (walkie-talkies civiles) están regulados en 20 canales por el Ministerio de Industria de la Información y funcionan en la banda de 400 MHz con un límite de potencia de 0,5 W. Su alcance de comunicación es más corto en comparación con los walkie-talkies profesionales de mayor potencia, oscilando normalmente entre 300 y 1.500 metros en zonas urbanas y entre 1.000 y 2.000 metros en zonas abiertas.

2. Prácticas comunes para el uso de walkie-talkies

- Los walkie-talkies de diferentes marcas y modelos pueden comunicarse entre sí siempre que compartan la misma frecuencia y CTCSS/DCS.
- Al transmitir, mantenga el walkie-talkie en posición vertical y sostenga el micrófono a una distancia de 2,5-5 cm de su boca. Mantenga el walkie-talkie al menos a 2,5 cm de su cabeza o cuerpo durante la transmisión. Si lleva el walkie-talkie sobre su cuerpo, mantenga una distancia de al menos 2,5 cm entre la antena y su cuerpo.
- Evite acciones frecuentes de encendido/apagado durante el uso y ajuste el volumen a un nivel cómodo.
- Asegúrese de que ambas partes estén en el mismo canal antes de la comunicación. Cambie de canal rápidamente en caso de interferencia o cuando interfiera con otros.
- No modifique la configuración del walkie-talkie para evitar confusión funcional o de frecuencia, lo que puede provocar un mal funcionamiento y problemas innecesarios de reparación.
- Ajusta el volumen y el squelch adecuadamente para evitar no escuchar o generar ruidos molestos. Cuando el ruido ambiental sea alto, considere usar un auricular, pero tenga cuidado de no tirar demasiado fuerte del cable de los auriculares.

3. Mantenimiento de rutina de los walkie-talkies

- Después de un uso prolongado, limpie los botones, perillas y carcasa del walkie-talkie con un detergente neutro y un paño húmedo. Evite el uso de productos químicos corrosivos fuertes, ya que pueden dañar la superficie y la carcasa.
- Manipule el walkie-talkie con cuidado y evite moverlo sujetando la antena.
- Cuando no esté en uso, cubra el walkie-talkie con una cubierta antipolvo (si está disponible).
- Mantenlo seco. Evite tocar el walkie-talkie con las manos mojadas o permitir que entre agua en el interior, ya que podría dañar los componentes. Si ocurren tales situaciones, no intente repararlo usted mismo ni desmontarlo; en su lugar, llévelo a un centro de reparación profesional para su manipulación. Mantenga el interior del walkie-talkie seco y limpio tanto como sea posible y visite periódicamente un centro de reparación para su optimización y cuidado.